Web Analytics CICMEX » Exclusiva: Gruma lleva las tortillas a las mesas de los más ricos del mundo CICMEX | Exclusiva: Gruma lleva las tortillas a las mesas de los más ricos del mundo

Exclusiva: Gruma lleva las tortillas a las mesas de los más ricos del mundo

14 sep 2016

Forbes. México

Las tortillas están llegando a los paladares de los millonarios árabes, a esos rincones en donde sólo los manjares más selectos son engullidos, gracias a la estrategia de expansión internacional de la mexicana Gruma.

Juan González Moreno, presidente y director general de Gruma, lleva la comida mexicana a través de la harina de maíz y trigo ofrecido en los menús de las cadenas de comida en países árabes, un mercado donde en el mediano plazo busca instalar una planta.

A donde vamos se exporta la tecnología, se lleva la dieta mexicana y la tortilla, así como “nos acoplamos a la dieta” del trigo, cuenta el empresario mexicano.

“En otros países se hacen panes planos como el árabe, griego, libanés, bases de pizza, chapati, indio”, señala a Forbes México.

El interés de la empresa siempre ha sido llevar el sabor de la comida mexicana a todo el mundo.

Las inversiones sumaron 79 millones de dólares en la primera mitad de 2016, según el reporte financiero de una de las productoras de harina de maíz y trigo más grandes del mundo. Ese capital se destinó a una nueva planta de tortilla en Dallas, la expansión de una fábrica de harina de maíz en Indiana, así como el aumento de capacidad y mejoras tecnológicas en varias plantas en Ucrania, Rusia, Inglaterra, Malasia y Monterrey.

“El canal de distribución es el mismo, la materia prima es la misma, la maquinaria es muy parecida y hay que aumentar el portafolio de productos”, expresa González Moreno.

La compañía fundada por Roberto González Barrera está por terminar la construcción de una segunda planta en Rusia: “Estamos muy fuertes en ese país y ya llevamos operando en aquel mercado cinco años con mucho éxito”, manifiesta.

“Por los buenos números en ventas y una óptima aceptación realizamos una mayor inversión y se instaló una planta cuatro veces en capacidad a la que se tienen funcionando actualmente en el mercado ruso”, señala el empresario regiomontano.

“La prioridad es la expansión en Rusia, así como estamos expandiendo una segunda planta en Kuala Lumpur, Malasia”, explica el hombre le tocó abrir varios de los mercados asiáticos.

Gruma lleva operando 7 años en Malasia, un país que se convirtió en un lugar estratégico porque desde ahí se exporta a Corea del Sur, Indonesia y Singapur, mercados en donde se está expandiendo la presencia de la empresa mexicana.

Se exporta también a la India y a Dubai por la demanda de las cadenas de restaurantes de comida rápida y “a esas las estamos surtiendo de nuestras plantas que tenemos en Asia”, comenta el hijo de Roberto González Barrera, fundador de Grupo y del banco Banorte.

—¿Hay interés para llegar a Emiratos Árabes y Dubai?

—Sí, hay interés y ya tenemos nuestros clientes de comida rápida. Les estamos exportando el producto desde Asia para allá y en un futuro mediano sería el siguiente paso de crecimiento.

—¿En el mediano plazo construirán una planta en los países árabes?

—Sería la construcción de una planta, así es.

—¿Qué satisfacción le da vender tortillas a los asiáticos y a los jeques?

—Nosotros somos una empresa que está exportando la cocina mexicana, así como tratamos de cambiar el hábito de consumo en el mundo.

La Península Arábiga representa un mercado de 45 mil millones de dólares, ya que 47 millones de personas que buscan calidad y abasto de alimentos y materias primas, según la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa).

José Calzada Rovirosa, secretario de Agricultura, espera que las exportaciones agroalimentarias mexicanas aumenten 50% en la siguiente década a esas naciones donde viven los jeques. Al final de ese período, los árabes comprarán 1,000 millones de dólares de alimentos.

México exportó durante 2015 a Arabia Saudita, Emiratos Árabes, Kuwait y Qatar 50 millones de dólares y sólo importó 72 mil dólares, a pesar de que el mercado de esas cuatro naciones alcanza los 47 millones de personas.

En Australia, “tenemos 12 años operando y tenemos un fuerte crecimiento, así como la empresa se ha consolidado y estamos operando con números positivos”, comenta Juan González. El país de Oceanía tiene el mayor ingreso per cápita y a la gente le gusta vivir y comer bien.

“Australia es un país con 25 millones de habitantes y con un ingreso per cápita de 50 mil dólares anuales, así como el consumo es muy alto”, dice.

“El orgullo es que nuestro producto ha sido aceptado, no sólo por los hispanos en Estados Unidos, sino por los americanos, quienes lo han sumado a su dieta diaria”, manifiesta.

La empresa también está en Estados unidos desde hace 36 años a través de la marca Mission. Tiene 33 plantas de producción en ese país.

—¿Qué piensa del taco mexicano creado por Donald Trump?

—Obviamente (Donald Trump) aprendió a comer tacos mexicanos. Que él haya inventado su fórmula, eso es lo que queremos que la gente adopte, la tortilla. Cuando llegamos a Estados Unidos le llamaban chimichangas, burritos, ahora raw. Era un taco duro, frito y ahora es taco suave.

Fuente: Forbes