Web Analytics CICMEX » SBIF pide nuevos antecedentes a Liverpool: trámites no debiesen atrasar OPA por Ripley CICMEX | SBIF pide nuevos antecedentes a Liverpool: trámites no debiesen atrasar OPA por Ripley

SBIF pide nuevos antecedentes a Liverpool: trámites no debiesen atrasar OPA por Ripley

09 ene 2017

Pulso. Chile.

 

En los últimos días el regulador ha solicitado precisiones respecto de los últimos antecedentes aportados por los controladores de la cadena mexicana.

Menos optimistas que hasta hace algunos meses están en el mercado. La transacción mediante la cual Liverpool ingresaría a la propiedad de Ripley prometía dar salida a una rama de la familia controladora, pero, también, ampliar las posibilidades de negocios del retailer. Sin embargo, el descontento con el valor ofrecido sigue siendo una piedra de toque y la obtención de las autorizaciones aún no tiene plazos.

A principios de julio, Ripley anunció el acuerdo con la mexicana para concretar su ingreso mediante una OPA hasta por el 100% de la empresa, la cual declararía exitosa al adquirir el 25%. La operación estaba pensada para dar una opción de salida a las hermanas Calderón Kohon, primas de los controladores, quienes tienen en la actualidad un 12,5% del retailer. Sin embargo, los $420 a pagar lo considerarían insuficiente.

El tema no es menor. La familia controladora, los Calderón Volochinsky, tiene un 53% que no están dispuestos a reducir, por lo que el espacio para que Liverpool consiga un 25% se concentra en el 12,5% de las primas, y casi 11% de las AFP. El remanente, está en manos de fondos, que representan cerca de un 23%.

En el marco del road show realizado por la cadena con inversionistas para la colocación de un bono local por US$157 millones, la compañía detalló a inversionistas sus lineamientos generales para los próximos años. El plan central está concentrando en su negocio de e-commerce, pero también su presidente, Lázaro Calderón, respondió a las consultas sobre la operación con Liverpool.

En la transacción, el rol de la SBIF es clave. El acuerdo firmado con los mexicanos señala que una de las condiciones que deben cumplirse para lanzar la OPA es que el regulador del sector “haya autorizado a Liverpool a adquirir en forma indirecta más de un 10% de las acciones emitidas” por la entidad financiera, tras lo cual en un plazo de 10 días debe ser lanzada la oferta.

La autorización de la SBIF

El pasado 23 de diciembre los controladores de Ripely y Liverpool anunciaron la ampliación para el lanzamiento de la OPA hasta el 30 de abril de este año, en circunstancias de que el cierre de la transacción estaba planificado inicialmente para la segunda parte del ejercicio pasado.

Esto, debido a que el regulador sectorial ha requerido de una serie de antecedentes para autorizar a los mexicanos a ingresar, de forma indirecta, a la propiedad de Banco Ripley, entidad de la que hoy depende el negocio de retail financiero. Entre los detalles que ha solicitado la autoridad estarían datos relativos al control de la firma y su malla societaria.

Fuentes al tanto de las negociaciones, señalan que en los últimos días la SBIF ha solicitado una serie de precisiones y detalles de la información ya enviada en dos ocasiones anteriores, algo que si bien no debiera retrasar aún más la transacción, sí ha terminado por volverla más compleja. “Es como si estuvieran analizando el cambio de propiedad del banco”, dice la misma fuente.

Liverpool pidió en septiembre autorización ante la SBIF para ingresar al banco, pero en octubre el titular del organismo, Eric Parrado, requirió antecedentes adicionales, los cuales fueron entregados un mes después. Sobre esa segunda entrega, han versado los nuevos intercambios de datos.

Si bien en el mercado hay quienes ven la posibilidad de que la operación no llegue a puerto -algunos han señalado que un precio óptimo sería $520, valor 24% más alto a la oferta inicial- también hay inversionistas que han tomado posiciones de forma marginal. Por una parte, las AFP subieron de 10,49% que tenían en septiembre a 10,62% en noviembre, mientras que Pionero de Moneda, siguió aumentando su apuesta hasta llegar al 2,09% en diciembre de 2016. En septiembre, el fondo poseía el 2,06% de al propiedad, aumentando así el porcentaje desde el 1,59% que sostenían en junio.

A la vez, entre junio y septiembre ingresaron nuevos inversionistas. La Administradora de Fondos de Cesantía, que en julio no aparecía como accionista, en septiembre figura con menos de 1%. En la misma situación está Costa Verde Inversiones Financieras SA, de la familia Cueto, sociedad constituida en 2011 -a septiembre de 2015 con capital de $22 mil millones- a través de la que participan en Viña San Pedro, Aqua Chile, Energía Latina y como aportantes en Pionero. Además está Inversiones y Transacciones Arizona, de Andrónico Luksic.

Fuente: Pulso