Web Analytics CICMEX » Vicente Mira: “El DL 600 fue perdiendo relevancia como mecanismo porque no era una estrategia proactiva” CICMEX | Vicente Mira: “El DL 600 fue perdiendo relevancia como mecanismo porque no era una estrategia proactiva”

Vicente Mira: “El DL 600 fue perdiendo relevancia como mecanismo porque no era una estrategia proactiva”

09 Dic 2015

Pulso. Chile.

Titular del CIE explica cómo buscarán atraer, de manera más focalizada, la inversión que no se traía con el DL 600. Energía, infraestructura, proveedores mineros y la industria agroalimentarios son los sectores que buscan potenciar.

Lo importante es la calidad y no la cantidad. Este es el lema de la futura Agencia de Promoción de Inversión Extranjera con estándares OCDE, organismo que sucederá al actual Comité de Inversiones extranjeras (CIE).

La nueva entidad, -que nace de los compromisos adquiridos por el Gobierno durante la tramitación de la Reforma Tributaria- tiene especial relevancia en momentos en que la inversión mundial está a la baja y Chile sufre las consecuencias de la falta de recursos privados, por ejemplo para la minería. El vicepresidente del CIE, Vicente Mira, explica que el foco del nuevo organismo estará en dirigir los esfuerzos para atraer inversión en cuatro áreas: energía, infraestructura, proveedores mineros y la industria agroalimentaria, desde países como Canadá, Estados Unidos, Alemania y China, entre otros.

De esta manera se busca tener una actitud “proactiva” que, según explica, no se lograba con el mecanismo de transferencia de capitales, el llamado DL 600.

¿Cuál es el papel de CIE frente a la coyuntura actual? 

Nosotros estamos en un proceso de transformación gradual de lo que es el Comité hacia una nueva agencia. En ese sentido, estamos incorporando un montón de cosas desde el punto de vista de la atracción, facilitación y otras áreas de inversiones que son sumamente importantes. Respecto al escenario mundial y el rol que tiene Chile, son reforzar la visión y tener un enfoque priorizado, donde sepamos cuáles son los sectores que queremos atraer proactivamente inversión, que sepamos cuáles son los mercados objetivos y las empresas objetivas. De esta manera, lo que hace la nueva agencia es ponerle foco proactivo a la atracción de inversiones y eso es algo nuevo.

¿Cuáles son los sectores y los países?

La decisión no es antojadiza, los sectores los hemos trabajando tanto con el sector público como con el sector privado, y tiene mucha concordancia con la estratégica de diversificación productiva que tenemos hoy en día en el país. Los cuatro sectores principales son: energía; minería, en particular la industria de servicio a la minería; infraestructura; y alimentos agro. Son cuatro sectores en los cuales hay una multiplicidad de actores a nivel internacional y por lo tanto los mercados metas tienen que ver con países que reúnen varios de estos, o países que tienen una industria de nicho, que son sumamente relevantes. A nivel general puedo decir que los mercados prioritarios siguen siendo Estados Unidos y Canadá, por ejemplo, ya que son inversionistas diversificados en toda la matriz chilena y tienen capacidad en minería y energía. En los mercados asiáticos, en China tenemos una oportunidad tremenda porque no es un inversionista relevante en Chile, pero al mismo tiempo es el segundo exportador de capitales más grande del mundo. Hay interés también en los países nórdicos y Alemania, por ejemplo.

¿Qué puntos son los que más le inquietan hoy al inversionista que quiere asentarse en Chile?

Más que inquietudes siguen con mucha atención y con mucho interés el desarrollo de lo que pasa en Chile, y conocen la historia de Chile como un país altamente estable, con una institucionalidad duradera, con estabilidad política y económica que tiene 25 o 30 años de pruebas hacia atrás. Chile está en una etapa de relativa madurez en la que es la atracción de capital extranjero respecto a países vecinos que se ven como grandes oportunidades pero que no pueden demostrar una historia del éxito tan relevante como la que tiene Chile. Si tú ves las cifras de 2014, la inversión extranjera en el mundo cayó y en América latina también, pero Chile tuvo números positivos que ratifica de cierta manera la visión que tienen los inversionistas extranjeros en Chile que es una visión de largo plazo. Cuando ellos toman decisiones no se basan en el desarrollo de una política en particular o de una coyuntura en particular, sino tienen procesos de decisión que son bastante largo y por lo mismo para ellos la decisión de inversión se materializa en horizontes de 15, 20 o 25 años.

¿Cómo ven las reformas?

Ellos muestran mucho interés y sobre todo desde el punto de vista que son discusiones en pleno desarrollo. Les interesa saber cuáles son las posturas que se debaten, los resultados y también dar a conocer su punto de vista.

¿Se pregunta por la derogación del DL 600?

El DL 600 era un mecanismo de transferencia de capitales cada vez con menor uso. Si uno ve lo que es la trayectoria de los ingresos de capitales del capítulo XIV, que es el compendio que maneja el Banco Central, versus el DL 600 a lo largo del tiempo, el DL 600 fue perdiendo relevancia como mecanismo porque no era una estrategia proactiva de salir a buscar las inversiones. En ese sentido nuestro mandato es a atraer más, pero principalmente traer mejor inversión extranjera, y los esfuerzos que va a traer la agencia tienen que ver con la calidad misma y no con la cantidad.

Pero, la derogación de este mecanismo fue bastante polémico….

Existe mucho interés acerca de cómo queda el nuevo estatuto. El nuevo estatuto tiene un régimen transitorio que en los próximos cuatro años el Estado chileno va a seguir entregando contratos de invariabilidad tributaria a las empresas que así lo decidan, y lo más probable que las únicas solicitantes de esto sean las mineras. Ahora, si nosotros ponemos las cosas en un contexto, cuando Chile entró a la OCDE en 2010 un capitulo muy importante en las discusiones era de por qué Chile le entregaba garantías extraordinarias a los inversionistas extranjeros si ninguno de los países de la OCDE lo hacía. Hoy estamos adaptando nuestros estándares a las mejores prácticas a nivel mundial. En un países que ya es parte de la liga de los países desarrollados como la OCDE, que tiene una clasificación de riesgo de AA-, que tiene pilares macroeconómicos sumamente estables como la regla estructural del déficit, como una bajísima deuda pública, con un banco central autónomo e independientes, esto es mucho más relevante a la hora de tomar una decisión de invertir que un contrato de inversiones.

http://www.pulso.cl/noticia/empresa—mercado/empresa/2015/12/11-75516-9-vicente-mira-el-dl-600-fue-perdiendo-relevancia-como-mecanismo-porque-no-era-una.shtml